Ir al contenido principal

Fotografia como excusa.



Hola

En estos mundos del bonsai tenemos la posibilidad de aprender y diseñar bonsai, pero además conocemos personas que acaban formando parte de nuestro circulo de amistades. Mi amigo Copeland dice que con la edad tenemos el privilegio de elegir con quien queremos caminar. Es verdad.


Con Carolina sucede esto. Periódicamente ponemos cualquier excusa para vernos. Unas veces yo voy a Cantabria y otras veces ella viene a Bilbao. La excusa puede ser una excursión a por suisekis, un taller de kusamono, de plantas, trabajos con resina, una exposición de pintura, una fiesta de la primavera, una Expo de bonsai, un taller con un maestro o simplemente una reunión de San queremos.


Cuando nos vemos estamos a gusto. Las conversaciones pasan de los bonsáis a las hierbas, del orujo a la moda, del suiseki al precio de la vivienda….



Este fin de semana Carolina invento otra excusa para celebrar una quedada. Varios alumnos, mi ama y yo misma fuimos a pasar el día a su morada. Carolina también tenia en casa algunos familiares y amigos de la tierruca como dice ella.
La excusa esta vez era un concurso fotográfico. La fotografia es la excusa para indagar en el mundo de otro. En este caso, escudriñar el paraiso de Carolina. Sus bonsáis, sus plantas, piedras, raices.. El color del sitio donde vive, la luz de la que se alimenta.




Las bases del concurso eran muy sencillas. Valía todo tipo de aparato: cinexin, video cámara, cámara fotográfica, teléfono…Todos los motivos de su jardín y alrededores entraban a concurso. Únicamente una norma a cumplir. Prohibido sacar animales de dos patas en las imágenes. Los cuerpos no están ya para ser expuestos en cualquier plataforma.




El concurso se tomo muy en serio. Todos haciendo fotos por aquí y por allá mientras las patatas a la riojana se enfriaban encima de la mesa. No importaba porque el calor apretaba de lo lindo.  Después del café se estableció el jurado. Carola y su yerno favorito, incluso Carola nieta también decidieron después de horas de deliberaciones los premios. Creo que fueron un poco chantajeados y comprados con unas chuches, sino, hubiera ganado yo de calle jiji.



Por una vez y sin que sirva de precedente todos los participantes tenían premio. Un suiseki espectacular a falta de realizar la daiza correspondiente. Las piedras regalo de Carolina son guapas, guapas.


No es importante quien fue el ganador, ni cual la foto mas chula. Lo que importaba es que pasamos un día espectacular alrededor del bonsai, kusamono, suiseki.
Faltaban algunas personas debido a que tenían otros compromisos pero el éxito de la reunión ha sido fantástico así que ha quedado instaurado el concurso de fotografía Carolina Piris. cornisa cantábrica  para el siguiente año.



Cambiaremos algunas normas del concurso. Solo una hora para hacer fotos, solo una cámara desechable jajaja pero premios para todos.
Esta también decidido que cambiaremos el menú. Si hace calor nada de patatas. Haremos ensaladilla rusa.
Gracias a Carolina .Un saludo y muchas gracias a todos los asistentes y nos vemos el año próximo.


Para adornar el articulo una  serie de fotos tomadas por los concursantes. Las fotos pertenecen a todos ellos. Gracias por prestarlas para este articulo.  Únicamente destacare la ganadora para que nadie se sienta dolido y decir que no importa quien ganó sino lo bien que lo pasamos.  La que verdaderamente gana es Carola y todos los que tuvimos la suerte de estar. Un jardín precioso lleno de tesoros. “ Sus tesoros”.




Todas las fotos eran preciosas.
Saludos cordiales
Beti Andrés